Artículos de Interés

LA ELECTROPORACION: una alternativa diferente

La electroporación constituye una alternativa en la administración de principios activos.
Se trata de la emisión de una onda electromagnética pulsada atérmica con la finalidad de producir una alteración en el potencial de la membrana provocando una electrorotación de los lípidos, con la consiguiente apertura momentánea de la membrana celular (poros) para el ingreso de sustancias.
En palabras más sencillas, la terapia permite aplicar directamente sobre la piel, sin agujas, una sustancia cuyos principios activos van directamente a la patología (celulitis, flaccidez, etc.) estimulando la elaboración de colágeno en el proceso.
Este tipo de terapias funciona eficientemente en el tratamiento de la celulitis y además es indicado para combatir estrías y tratamientos faciales.
Otra alternativa, la ofrece al poder ser combinado con la “microdermoabrasión con punta de diamante”, ya que se produce en este caso un significativo aumento de la permeabilidad de la piel, permitiendo así el pasaje de macromoléculas como colágeno, elastina, ácido hialurónico y vitaminas. Estas sustancias penetran sin dolor, daños o sensaciones molestas. Al combinar la microdermoabrasión con la electroporación se ha observado que la piel absorbe hasta cinco veces más que sin recibir tratamiento previo.


TERMOTERAPIA – Tratamiento para reducir: sobrepeso o adiposidad localizada

Esta terapia genera la rápida disminución de las células adiposas y las toxinas, eliminándolas de una manera natural.

Se basa en la aplicación de bandas que emiten una radiación infrarroja. Se colocan en el cuerpo de modo que el calor, así generado, se transmita al tejido interno, especialmente al panículo adiposo estimulando a este nivel la elevación de la tasa metabólica local y como consecuencia de ello promoviendo mecanismos de lipólisis (degradación de grasas). El objetivo es incrementar el gasto energético de las células grasas y su resultado mecánico es muy efectivo en la destrucción de la membrana adipocitaria.

Se recomienda combinar este tratamiento reductor con un tratamiento de estimulación muscular (gym pasiva u ondas rusas).

Tratamiento para la celulitis

El propósito de la termoterapia en pacientes con celulitis consiste en lograr una ligera elevación de la temperatura local, a los fines de estimular las condiciones micro circulatorias. La combinación de esta modalidad terapéutica con drenaje linfático resulta fundamental para la mayor eficacia de esta terapia.